consejos

 

LECTURA DE CARACTERÍSTICAS


Especificidades para ciertos neumáticos:
  • XL, EL, RF, extraload o reinforced son neumáticos reforzados con un índice de carga superior. M+S representa neumáticos de invierno, en inglés 'Mud and Snow'.
  • MFS, FR, ML protege al neumático de los daños ocasionados por la acera, en inglés 'Max FlangeShield'.
  • G1 neumático cuyo diámetro externo o ancho de la banda de rodamiento difiere del mismo neumático sin la marca G1. Se tiene que montar 2 neumaticos G1 en el mismo eje. Si el vehículo es un 4X4, hay que montar obligatoriamente los 4 neumáticos tipo G1.
  • RunFL, EUFORI@, Pax, RFT, ROF, RunOnFlat, DSST permite seguir circulando después de un pinchazo, en inglés 'run flat'.
  • SSR - Sólo se puede montar neumáticos SSR en vehículos equipados con un sistema de control de presión de inflado. En caso de pérdida de aire a presión, estos neumáticos permiten continuar conduciendo cómodamente durante 80km a una velocidad máxima de 80 km/h.
  • BSW significa que el flanco del neumático es negro, en inglés 'Black Side Wall'.
  • OWL o ORWL: las inscripciones en el flanco del neumático son de color blanco, en inglés 'Off White Letter'
  • WW: determina los neumáticos con banda blanca
Homologaciones:
  • PE neumáticos homologados por Peugeot
  • MO, MB o A-MO neumáticos homologados por Mercedes
  • B o AU neumáticos homologados por Audi
  • J neumáticos homologados por Jaguar
  • A* o * neumáticos homologados por BMW.
  • N0, N1... neumáticos homologados por Porsche

INDICE DE CARGA Y VELOCIDAD


Está prohibido montar un neumático con un índice de velocidad inferior al de los neumáticos que se montaron originariamente en el vehículo o al que recomiende el constructor. No obstante, se puede montar un neumático con índice de velocidad superior.

En invierno, es posible montar neumáticos con un índice de velocidad inferior (una letra inferior) al de los neumáticos de verano. Por ejemplo, si se montan neumáticos de verano con índice W, los de invierno podrán montarse con índice V, pero no con índice H. Los fabricantes aplican estos índices de velocidad para neumáticos en buen estado.

Estos índices no se aplican más si sus neumáticos están desgastados (pellizco o corte), sub-inflados, sobrecargados por el peso, o si han sido reparados. Los índices de velocidad se han definido para las carreteras sin limitación de velocidad en Alemania o para los circuitos de velocidad cerrados. Según los diferentes índices de velocidad, los neumáticos se calientan menos y rinden mejor a más alta velocidad. Atención, aunque los neumáticos que monte tengan capacidades muy por encima de los límites de velocidad, ningún fabricante recomienda que se utilicen neumáticos con velocidades no autorizadas.

Tenga en cuenta que para los neumáticos que tengan un índice de velocidad (Z), el índice está incluido en la descripción del neumático, lo que explica que se lo designe con la inscripción 'ZR'.

Tipos de neumáticos


Neumáticos de verano:
Puede circular con neumáticos de verano durante todo el año si la utilización de su vehículo, los desplazamientos realizados y el clima de su zona geográfica se lo permiten. Es muy importante que los neumáticos de verano estén siempre en muy buen estado. En caso de lluvia o nieve, el neumático de verano rendirá menos, incluso casi nada, si el desgaste del neumático es considerable. Sin embargo, el neumático de verano será más rendidor en suelo seco, con una adherencia más elevada.

Neumáticos de invierno:
Se recomienda montar neumáticos de invierno a partir del mes de julio hasta el mes de septiembre inclusive. No obstante, el desgaste de los neumáticos de invierno varia en función de la utilización de su vehículo, de los desplazamientos realizados y del clima de su zona geográfica. Es muy importante que los neumáticos de invierno estén siempre en muy buen estado, ya que estos neumáticos desgastados no serán eficaces ni en la nieve ni en suelo mojado. PNEUS-ONLINE le aconseja montar 4 neumáticos para nieve con el fin de aumentar la adherencia de su vehículo en invierno, y le recomienda cambiar los neumáticos a partir de 3,5 mm de profundidad en la escultura para conservar una adherencia máxima en suelo nevado. Por último, tenga en cuenta que el montaje de neumáticos de invierno afectará sensiblemente el comportamiento de su vehículo y su adherencia en suelo seco.

Neumáticos para toda temporada:
El neumático para toda temporada es una buena alternativa si utiliza su vehículo en verano y en invierno. Es un neumático conveniente para todo tipo de suelo, aunque algo "generalista". Un neumático para toda temporada no será tan eficaz y no tendrá tanta adherencia en suelo seco como un neumático de verano. Tampoco tendrá un agarre tan importante como un neumático para nieve en suelo nevado. Es importante que los neumáticos para toda temporada estén en muy buen estado para que sean eficaces en cualquier situación.

Neumáticos Run Flat o Pax:
Según los fabricantes, los neumáticos llamados 'antipinchazo', por ejemplo Run Flat de Pirelli, RFT de Bridgestone o Pax de Michelin, son obligatorios en ciertos vehículos que no tienen rueda de auxilio, y que tienen únicamente una bomba de aire antipinchazo. Si elige el tipo de neumáticos inadecuado, en caso de pinchazo su llanta corre el riesgo de desgastarse y necesitará una reparación en el lugar. Tenga en cuenta que el neumático antipinchazo debería permitirle dirigirse a la estación de servicio más próxima a velocidad reducida (80 km/h sobre 200 km).

Guía de adherencia


Exactamente como la potencia de frenado, la adherencia del neumático es un elemento fundamental para la seguridad del conductor y la de sus pasajeros. Esta adherencia puede variar de 1 a 10 según el tipo de neumático, sus esculturas, el ancho, la calidad de revestimiento del suelo, pero sobre todo según las condiciones climáticas.

Con los tres argumentos siguientes, vamos a explicarle de manera simple y precisa algunos principios básicos sobre los neumáticos y a su utilización.

En suelo seco:
Lo ideal sería circular con neumáticos lisos (también llamados slick) lo más ancho posible para aumentar la banda de rodamiento y la adherencia.

Ventaja: Al acelerar o en presencia de una curva, se mejoraría la adherencia gracias al aumento de la banda de rodamiento. El vehículo estaría como "pegado" a la carretera.

Inconveniente: Deformación considerable del chasis si el vehículo no es bastante rígido, así como una disminución en la motricidad y la aceleración, debido a repetidos contactos y frotamientos con el suelo.

Alternativa: Según la rigidez del chasis, encuentre el punto medio entre neumáticos lisos y neumáticos muy esculpidos, para alcanzar una adherencia óptima. Adapte además el ancho del neumático a la potencia del vehículo.  

En suelo mojado:
Para este tipo de suelo, más vale estar preparado. No solamente hay que tener en cuenta la adherencia, sino también la evacuación de agua del neumático. Por eso, los neumáticos esculpidos son indispensables. Lo ideal en este caso sería adaptar el tamaño de las esculturas al ancho del neumático. Se recomienda una escultura en V.

Ventaja: El agua se evacúa mejor hasta la salida de las esculturas.

Inconveniente: La adherencia se reduce debido a una banda de rodamiento más estrecha.

Alternativa: Según el tamaño de sus neumáticos y la potencia de su vehículo, tendrá que levantar el pie en una curva y en línea recta. De manera general, cuanto más anchos sean sus neumáticos, más atento tendrá que estar en momentos de lluvias fuertes.  

En suelo nevado/helado:
La mayoría de los conductores no está acostumbrada a circular sobre este tipo de revestimiento; por lo tanto es importante prestar más atención en situaciones como esta. En casos extremos, es preferible utilizar neumáticos con clavos o con cadenas. Para uso cotidiano en invierno, se recomienda utilizar neumáticos para nieve con láminas para adherirse al máximo al revestimiento.

Ventaja: Las esculturas de los neumáticos de invierno son más numerosas y profundas, lo que mejora la adherencia en suelo resbaladizo. A estas esculturas también se las llama láminas.

Inconveniente: Una adherencia global diez veces menor en carretera seca.

Alternativa: En suelo nevado/helado, hay que ser flexible al conducir (aceleración, frenado, curvas) y utilizar siempre una relación de velocidad superior a la que hubiéramos utilizado con clima seco.

Vida útil de los neumáticos


La clasificación UTQG mide el nivel de rendimiento de un neumático en función de tres datos comparativos, para ayudarlo a elegir mejor. Estos datos provienen de pruebas realizadas en condiciones precisas (en circuito) y sus resultados son informativos. Los índices UTQG se encuentran en el flanco de un neumático (ejemplo a continuación: 280-A-A).

Desgaste de la banda de rodamiento (Treadwear):
El índice de Treadwear corresponde a la velocidad en que se desgasta un neumático. Este índice se obtiene mediante una prueba efectuada en circuito sobre una distancia de 9600 km, en condiciones controladas. Este índice está comprendido entre 60 y 620 y el valor de referencia es 100. Por ejemplo, un neumático con un Treadwear de 50 se desgastará 2 veces más rápido que un neumático normal mientras que un neumático con un Treadwear de 420 se desgastará 4,2 veces más lentamente.
Para Retener: Cuanto más elevado sea el índice de Treadwear, más larga será la vida útil del neumático.

Adherencia (Tracción):
El índice de Tracción corresponde a la adherencia de un neumático en carretera mojada. Este índice se expresa con las letras AA (índice más elevado), A, B y C (índices más bajos). El índice C es el mínimo aceptable.
Para Retener: Cuanto más elevado sea el índice de tracción, más corta será la distancia de frenado. ¡El índice de tracción corresponde a la adherencia en carretera mojada en línea recta!

Resistencia al calentamiento (Temperatura):
El índice de Temperatura corresponde a la resistencia del neumático al calentamiento y a su capacidad de disipar el calor. Este índice se obtiene mediante una prueba en laboratorio con una rueda de prueba. El exceso de calor puede provocar la degradación del neumático. Este índice se indica con las letras A (índice más elevado), B y C (índices más bajos). El índice C es el mínimo que impone la ley.
Para Retener: Un índice de temperatura elevado significa que el neumático resiste al calentamiento.
El índice de Temperatura se aplica a un neumático inflado correctamente (ni subinflado, ni sobreinflado) en condiciones "normales" de utilización (sin velocidad excesiva ni sobrecarga).

Rodaje y desgaste


Rodaje de neumáticos:
Todo neumático nuevo necesita un período de rodaje. El rodaje consiste en circular a velocidad moderada durante los primeros 200 a 300 kilómetros, para mejorar el rendimiento de los neumáticos a largo plazo. Se aconseja no acelerar fuertemente ni frenar bruscamente durante los primeros kilómetros, hasta adaptar la conducción a los neumáticos nuevos. Si su antiguo tren de neumáticos estaba muy desgastado, tenga en cuenta que el comportamiento de su vehículo será diferente con el nuevo tren, aun si se trata de la misma marca y referencia.

Controlar el desgaste de los neumáticos:
Al verificar la presión de los neumáticos, también es necesario verificar el desgaste de la banda de rodamiento. Los indicadores TWI se ubican en los flancos de los neumáticos y sirven para localizar los testigos de desgaste. El desgaste no debe alcanzar jamás los indicadores ubicados en el fondo de las esculturas y debe permanecer uniforme en toda la superficie. "El testigo de desgaste de 1.6 milímetros indica la altura de goma mínima legal".

Peligro de desgaste de los neumáticos:
El desgaste de los neumáticos ocasiona la pérdida de adherencia. Cuanto más desgastados estén sus neumáticos (ranuras cada vez menos profundas), más largas serán las distancias de frenado, especialmente en carretera mojada, y mayor el riesgo de hidroplaneo.

Igualar el desgaste de los neumáticos:
La posición de las ruedas (geometría, paralelismo) y su estilo al conducir pueden provocar un desgaste desigual en cada neumático. Para uniformizar el desgaste de sus neumáticos, se recomienda invertir las ruedas traseras cada aproximadamente 5.000 a 10.000 km.
Por último, el Código de la Circulación estipula que no puede haber una diferencia de profundidad de las ranuras principales superior a 5 mm entre dos neumáticos montados sobre un mismo eje.